noviembre 16, 2003

Cinta de Moebius: pequeño artículo

de un lector y amigo de El Tao de Internet. El segundo artículo preparado para este Blog.

Es maravilloso como se entrelazan las cosas. No sabía que mi amigo había escrito algo sobre la Cinta de Moebius desde una perspectiva psicológica. Cuando le envié la actualización del Tao de Internet la semana pasada, recibí su feedback. Parte de ese feedback está aquí plasmado. Espero que lo disfruten.


"Respecto de la cinta de moebius pareciera ser que es una realidad propia del universo, al menos desde el concepto. Para deducir que el universo en su interior tiene muchas veces la características de la cinta de Moebius hay que partir primero por decir que las últimas deducciones que muestan nuestro universo es como una naranja, cuando se lo ve desde afuera, esta naranja en su interior guarda la concepción y la muestra de todas las formas físicas posibles macro y micróscopicas a escalas superiores incluyendo las teoría de la física cuántica donde podemos apreciar algo así como "lo que es no es", o bien que la realidad es una construcción mental (según las últimas teorías psicológicas) o inclusive la teoría de la casualidad que el I-ching promulga (lo que es no es) contrariamente a la concepción occidental acerca de la causalidad: (CAUSA Y EFECTO) Si A es a B, y B es a C; A es a C.

Es decir, si creemos que la realidad pasa por ser aquello comprobable, un ave enjaulada nacida en cautiverio cree que el universo es su jaula.

La cinta de moebius marcaría el ejemplo de la metonimia del inconsciente en el sentido del síntoma obsesivo donde el sujeto solamente puede hacer desplazamientos discursivos sin poder metaforizar. El sujeto no puede sentir la belleza de algo como: "Los albañiles construyen las tumbas con ladridos de perros en la noche" ("Los ojos de los enterrados" de Miguel Angel Asturias) donde el abrochamiento metafórico se produce al sustituir ladrillos por ladridos y a partir de ese punto de cambio continuar con la imagen de los perros en la noche.

En la cinta de Moebius vemos al sujeto desde afuera recorriéndola pero al continuar el sujeto el recorrido que siempre desde su perspectiva es lineal, el mismo que estaba en un punto, pasa para estar el observador distante en otro, pero nunca deja de hacer el sujeto un solo y único recorrido lineal.

Así el Neurótico obsesivo en la clinica habla del sentido de sus sintomas de una manera natural y siempre con el mismo tono afectivo como si estuviera yendo por una ruta a la misma velocidad de crucero, y no encuenra la salida porque no puede verse desde afuera. El decirle a este neurotico "Los albañiles construyen las tumbas con ladridos..." es juzgado por él como descabellado, sin sentido, sin ton ni son como si de pronto la ruta desapareciera y quedara frente a sí un abismo y como el solo sabe hacer un recorrido lineal unicamente podría volver sobre sus pasos. El riesgo en este neurótico es que lo dejemos suspendido sin ruta adelante y sin ruta atrás, pues la neurosis obsesiva puede encubrir un delirio crónico. Allí podría entrar en depresión o melancolía o en furor suicida. Pues todo puede perder para él sentido.

La cinta de Moebius es un camino sin salida en el que el enfermo puede perderse porque no ve que debe saltar de ella.

Dentro de la cinta de Moebius no existe el tiempo, por lo tanto el inconsciente en esta similitud (solo un aspecto del incosciente, hay otros que no se asemejan a la cinta de moebius) es lógico, pero no cronológico"

por Lic. Mariano Lelez (Psicologo y Psicologo Social)
quien quiera discutir el tema con él, escribirle a:
marianolelez@yahoo.com

3 comentarios:

Denise Alamillo dijo...

Comparto varias de las ideas aquí plasmadas…

Ideas afines…

También la topología me acompaña en mi clínica analítica.

Saludos!!!

Denise Alamillo.

http://www.clinicaanemos.net

Bluestar dijo...

Gracias Denise por tu aporte. En breve linkearé tu sitio. El ciclo sobre "El triunfo de los simulacros" parece ser muy interesante y acorde a muchos de los temas aquí tratados. Laura

Jurema dijo...

Hola .
Me ha parecido magnifico tu articulo, gracias por tanto material,
lo iré leyendo con mucho gusto.
Te añado a mi espacio.
Un saludo