octubre 09, 2007

Conciencia, Krishnamurti y David Bohm






Hoy les traigo unos fragmentos de los diálogos de Krishnamurti y David Bohm, a partir de los cuales David Bohm desarrolló su teoría de Holomovimiento











Extracto de:

El futuro de la humanidad : diálogos entre Krishnamurti y David Bohm.—Buenos Aires : Kier, c1998

(JK: Corresponde a Krishnamurti y DB: corresponde a David Bohm)


Extracto de:

El futuro de la humanidad : diálogos entre Krishnamurti y David Bohm.—Buenos Aires : Kier, c1998

(JK: Corresponde a Krishnamurti y DB: corresponde a David Bohm)

"JK: Si. Lo haré. Lo investigaremos. ¿Qué es el yo? Si la psiquis tiene diferentes significados, el yo es todo el movimiento que ha producido el proceso de pensar.

DB: ¿Por qué dice Usted eso?

JK: El yo es la conciencia, mi conciencia: el yo es mi nombre, la forma y todas las experiencias, todos los recuerdos y lo demás que he tenido.
La estructura completa del yo es producido por el pensamiento.

DB: También eso es algo que algunas personas podrían encontrar de difícil aceptación

JK: Desde luego. Es lo que estamos discutiendo.

DB: Ahora bien, la primera experiencia, la primera sensación que tengo acerca del yo, es que está ahí independientemente, y que el yo está pensando

JK: El yo, ¿es independiente de mi pensar?

DB: Bueno, mi propia sensación inicial es que el yo está ahí, independientemente de mi pensar. Y que es el yo el que está pensando

JK: Si

DB: Yo estoy aquí, y podría moverme: podría mover mi brazo, podría pensar, o podría mover mi cabeza.¿Es eso una ilusión?

JK: No

DB: ¿Por qué?

JK: Porque cuando muevo mi brazo existe la intención de asir algo, de tomar algo, lo cual implica primero un movimiento del pensar. Eso hace que el brazo se mueva, etc. Mi punto de vista es –y estoy dispuesto a aceptar que es falso o verdadero- que el pensamiento es la base de todo esto.

DB: Si. Su punto de vista es que todo el sentido del yo y de lo que el yo está haciendo, proviene del pensamiento. Ahora bien, lo que usted entiende por pensamiento, ¿no es algo meramente intelectual?

JK: No, por supuesto que no. El pensamiento es el movimiento de la experiencia, del conocimiento y la memoria. Es la totalidad de este movimiento.

DB: A mí me suena como si usted se refiriera a la conciencia como una totalidad.

JK: Como una totalidad, correcto.

DB: ¿Y está diciendo que ese movimiento es el yo?

JK: El contenido total de esa conciencia es el yo. El yo no es diferente de mi conciencia.

DB: Si. Pienso que uno podría decir: Yo soy mi conciencia, puesto que si no estoy consciente, no estoy aquí.

JK: Por supuesto

DB: Ahora bien, ¿la conciencia no es sino lo que usted acaba de describir, lo cual incluye el pensamiento, el sentimiento, el propósito...?

JK: ...el propósito, las aspiraciones...

DB: ...los recuerdos...

JK: ...los recuerdos, las creencias, los dogmas, los rituales que uno practica. La totalidad de ello, como la computadora que ha sido programada

DB: Si. Ciertamente, eso se encuentra en la conciencia. Todos estarían de acuerdo, pero muchos podrían sentir que hay más al respecto; que la conciencia puede ir más allá de eso.

JK: Investiguémoslo. El contenido de nuestra constituye la conciencia

DB: Si, pienso que eso requiere cierta comprensión. EL uso común de la palabra “contenido” es muy diferente. Si usted dice que el contenido de un vaso es el agua, el vaso es una cosa y el agua es otra.

JK: La conciencia está compuesta por todo lo que ella ha registrado: creencias, dogmas, rituales, temores, placeres, sufrimientos.

DB: Si. Entonces, si todo eso tuviera ausente, ¿no habría conciencia?

JK: No tal como la conocemos.

DB: ¿Pero seguiría habiendo una clase de conciencia?

JK: Una clase por completo diferente. Pero la conciencia que conocemos es todo eso.

DB: Como generalmente la conocemos

JK: Pero esa conciencia, ¿tiene un futuro?

DB: Si. ¿Tiene un pasado?

JK: Por supuesto. La memoria.

DB: La memoria, si. Entonces, ¿por qué dice usted que no tiene futuro?

JK: Si tiene futuro, este será exactamente la misma cosa en movimiento. Las mismas actividades, los mismos pensamientos modificados, pero el patrón se estará repitiendo una y otra y otra vez.

DB: ¿Quiere usted decir que el pensamiento sólo puede repetir?

JK: Si

DB: Pero hay una sensación, por ejemplo, de que el pensamiento puede desarrollar ideas nuevas.

JK: Pero el pensamiento es limitado porque el conocimiento es limitado.

***---***

DB: ¿Quiere usted decir que hay una sola conciencia de la humanidad?.

JK: Es toda una única conciencia.

DB: Eso es importante, porque el que haya muchas conciencias o una sola, es una cuestión crucial.

JK: Si.

DB: Podría haber muchas, que entonces se están comunicando entre sí y constituyendo de ese modo la unidad más grande. ¿O dice usted que desde el comienzo mismo es toda una sola conciencia?

JK: Desde el comienzo mismo es una conciencia única.

DB: ¿Y el sentimiento de la separación es ilusorio?

JK: Eso es lo que estoy diciendo una y otra vez. Parece tan lógico, tan cuerdo. Lo otro es una insensatez.

DB: Si, pero la gente no percibe, al menos no de inmediato, que la noción de la existencia separada es una insensatez, porque extrapola del cuerpo a la mente. Afirma que es muy razonable decir que el propio cuerpo es diferente del de otro, y que dentro del cuerpo está la mente. ¿Dice usted, entonces, que la mente no está dentro del cuerpo?

JK: Ésa es una cuestión por completo diferente. Terminemos primero con la otra. Cada uno de nosotros piensa que somos psíquicamente, individuos separados... Lo que hemos hecho en el mundo es una confusión colosal.

DB: Bueno, si pensamos que estamos separados cuando no lo estamos, entonces eso será, evidentemente una confusión colosal.

JK: Es lo que está sucediendo. Cada cual piensa que tiene que hacer lo que quiere: realizarse a sí mismo. De modo que en su separación está luchando para lograr la paz, para obtener seguridad –y esa paz y seguridad son totalmente negadas.

DB: La razón de que sean negadas es porque la separación no existe. Vea, si realmente hubiera separación, sería una cosa racional tratar de hacer eso: pero si estamos tratando de separar lo inseparable, el resultado será el caos.

JK: Es verdad.

DB: Ahora eso está claro: pero pienso que para la gente no será claro de inmediato que la conciencia de la humanidad es una totalidad inseparable.

JK: Si, una totalidad inseparable.

DB: Se suscitarán muchas preguntas si consideramos la noción, pero no sé si todavía hemos investigado suficientemente esto. Una pregunta es: ¿Por qué pensamos que estamos separados?

JK: ¿Por qué pienso que estoy separado? Ése es mi condicionamiento.

DB: Si pero, ¿cómo pudimos adoptar un condicionamiento tan absurdo?

JK: Desde la infancia –“esto es mío, mi juguete, no el tuyo”

DB: Pero el primer sentir que tengo de “esto es mío” se debe a que me siento separado. No está claro como lamente, que era una sola, llegó a esta ilusión de que todo está separado en múltiples fragmentos.

JK: Creo que otra vez se trata de actividad del pensamiento. El pensamiento, por su misma naturaleza, es divisivo, fragmentario: por lo tanto, “yo” soy un fragmento."