marzo 26, 2015

Fármacos y Compasión



Hoy he leído un artículo que verdaderamente me pasmó. ¿Dónde está el límite de investigar y "solucionar" enfermedades o trastornos de la personalidad? Me refiero a transgredir nuestra humanidad, nuestra condición de "Ser Humano" en pro de la investigación científica. 

En este Artículo que Medciencia titula "Descubren un fármaco que estimula la compasión"

Y esto me ha recordado, si bien aún no la vi, la película "Lucy". 

Hasta donde la empatía o la compasión, virtudes excelsas del género humano, se pueden fabricar vía químicos, medicamentos o remedios, o sustancias, como quieran llamarlo.

La compasión puede ser desarrollada mediante la Meditación. No es necesario llegar a un límite de fabricarla sintéticamente.

¿Por tomar sustancias químicas seremos más buenos que lo somos hoy en día? 

A eso se llamaría Evolución. A mi no me lo parece. 

A ver leamos que dicen, aquí algunos párrafos:

" En este caso el “fármaco de la compasión” sería la tolcapona, un medicamento que prolonga los efectos de la dopamina a nivel prefrontal cerebral, un área responsable de la regulación del pensamiento complejo y las emociones. Las primeras pruebas sugieren que tomar dicho medicamento ayudaría a tomar decisiones más imparciales cuando se trata de asuntos de dinero."


“Nuestra esperanza es que los medicamentos dirigidos a mejorar las funciones sociales puedan ser utilizados para tratar estas condiciones de discapacidad. Normalmente pensamos en la imparcialidad como una característica estable, que forma parte de la propia personalidad. Nuestro estudio no rechaza esta idea, pero sí muestra cómo ese rasgo puede afectarse sistemáticamente por la orientación de las vías neuroquímicas cerebrales. Hemos dado un paso importante hacia el aprendizaje de cómo nuestra aversión a la inequidad está influenciada por la química del cerebro. Los estudios realizados en la última década han arrojado luz sobre los circuitos neuronales que rigen la forma en que nos comportamos en situaciones sociales”

Seremos acaso algún día "Androides químicoS" o "Seres Humanos sintéticos"

No sé si con estas cosas me tengo que poner contenta o no. Es un problema ético. Más allá de lo psicológico o científico. 

 





No hay comentarios.: